Pera

Con forma de aguacate pero con una piel más delgada (y comestible), la pera es un jugoso fruto indicado para los bebés que comienzan con la ablactación pues es un alimento de fácil digestión. Es rica en fibra. 

De acuerdo a Sagarpa, la pera es una se produce principalmente en regiones templadas como el estado de Puebla, tiene un alto contenido nutritivo, aporta vitaminas A, B, y C, además de diversos minerales esenciales para el organismo.

 

Porción: 1 pieza de 160 g

Energía: 94 kcal

Proteína: 0.6 g

Lípidos: 0.2 g

Hidratos de carbono: 25 g

Fibra: 5 g

Sistema Mexicano de Alimentos Equivalentes.