Yema de huevo

¡No tires la yema!

thumb400x300-327.jpg

Si eres de los que solo come claras, te estás perdiendo de antioxidantes, vitaminas y minerales importantísimos para el buen cuidado de la salud. La yema no es tan mala como la pintan, aquí algunas importantes razones para no tirar la sustancia amarilla de los huevos.

Es de las pocas fuentes alimentarias de vitamina D

Pocos alimentos contienen vitamina D de forma natural, tal es el caso de los pescados grasos, el hígado de res, lácteos y la yema de huevo. Se trata de un nutrimento indispensable para la salud ósea (actúa como el pegamento del calcio), el desarrollo del sistema nervioso y la respuesta inmunológica. En México, 16 por ciento de los niños y uno de cada diez adultos presenta deficiencia de esta vitamina.  

Salud ocular

La luteína y la zeaxantina son dos poderosos antioxidantes que tienden a acumularse en la retina del ojo y están vinculados con la salud visual, ayudan a detener la degeneración macular relacionada con la edad y las cataratas. La vitamina A protege la córnea, y el zinc protege la retina.

Memoria y estrés

Contiene colina, nutrimento que pertenece al grupo de las vitaminas del complejo B, es precursor de un neurotransmisor relacionado con el buen funcionamiento del cerebro, mejora la memoria a largo plazo y la capacidad de atención. También, es fundamental para el sistema nervioso parasimpático (el que “tranquiliza”), por ello ayuda a calmar el estrés.

¿Y el colesterol?

En efecto, el huevo entero es rico en colesterol, una pieza aporta más de la mitad de la ingesta diaria recomendada por la Asociación Americana del Corazón a personas sanas. La evidencia actual muestra que el colesterol contenido en alimentos como el huevo o los camarones no afecta los niveles de colesterol en sangre, lo que perjudica la salud cardiovascular es el exceso de grasas saturadas y trans, por tanto, es recomendable combinar el huevo con alimentos y grasas de origen vegetal, así como cereales integrales.

¿Qué tanto es tantito?

La Escuela de Salud pública de Harvard recomienda un huevo completo por día a personas sanas y solo tres por semana a personas con enfermedad cardiovascular o diabetes.

Ojo. Si bien la ciencia respalda la idea de que comer un huevo al día -generalmente- es seguro para el corazón, también se sabe que ir más allá de eso podría afectar la salud cardiovascular.

¿Sabías que el huevo completo se reconoce como uno de los alimentos más nutritivos del planeta?, contiene casi todos los nutrimentos que el cuerpo necesita para su buen funcionamiento.

Este texto lo escribí para el suplemento Menú de El Universal

Yogurt

El yogurt es un lácteo fermentado con muchísimos beneficios a la salud, entre los más importantes destaca:

  • Buena fuente de proteína tanto para niños como para adultos y deportistas.
  • Contiene calcio, magnesio y fósforo, nutrimentos indispensables para mantener la salud ósea.
  • Ayuda a equilibrar la microbiota intestinal.
  • Potencia nuestro nuestro sistema de defensas contra infecciones y otras enfermedades.
  • Es un alimento probiótico.
  • Es más digerible que la leche. La acidez generada durante la fermentación hace que las grasas y proteínas sufran una predigestión que las transforma en sustancias más digeribles e incluso apto para personas que padecen cierto grado de intolerancia a la lactosa.
  • Disminuye el riesgo de padecer obesidad.
  • Puede ser incluido en cualquier tipo de régimen y consumirse por toda la familia.
  • Es de fácil acceso, lo encuentras en cualquier tienda, mercado o supermercado.