¿Qué tan nutritivos son los insectos?

Oaxaca es un estado rico -literal- en diversidad alimentaria. La etomofagia (consumo de insectos) es una tradición en la región. A mi parecer, el aporte nutrimental de los insectos está sobrevalorado, si bien son ricos en proteína tendrías que consumir cantidades elevadas para obtener beneficios nutrimentales.

Los insectos comestibles pertenecen a la cocina prehispánica, en general tienen una elevada humedad, por lo que aun comiéndose en gran cantidad, se ingiere poco sólido. La mayoría contienen quitina, material indigerible (exoesqueleto) y su contenido en grasa y proteína es muy variable.

¿Son la comida del futuro?

Quizá se piensa esto por su gran población y la asombrosa capacidad de reproducción, pero no por ello están disponibles, es difícil atraparlos y la mayoría aún no se han podido cultivar. Todo esto se traduce en escasa disponibilidad y por tanto un precio elevado, tal es el caso de los escamoles (huevos de hormiga).

La FAO afirma que la comercialización de insectos podría impulsarse mediante una buena promoción y la adopción de nuevas tecnologías, garantizando que el producto sea inocuo (que no cause daño) para el consumo humano y que no contenga cantidades excesivas de residuos químicos, como insecticidas.

Aprecio el consumo de insectos como un recurso de importancia sensorial y cultural, caro y escaso, convirtiéndose en platillos para curiosos y valientes comensales.

Dentro de los insectos más consumidos se encuentran: grillos, chapulines, gusanos de maguey, jumiles, escamoles, chinches, abejas, avispas, escarabajos y hormigas. En México se consume una tercera parte de los insectos del mundo.

Existen diversas recetas y forman parte de exquisitos platos valorados por  gourmets internacionales, siendo ahora toda una moda culinaria.

Aristóteles decía: “…las cigarras saben mejor en su fase de ninfas antes de la última transformación… y entre los adultos, los mejores para comer son los primeros machos, pero después de la cópula con las hembras, que a la sazón se encuentran llenas de huevos blancos…”

 

 

Sistema Mexicano de Alimentos Equivalentes.
The Food Insects Newsletter, July 1996 (Vol. 9, No. 2, ed. by Florence V. Dunkel, Montana State University) and Bugs In the System, by May Berenbaum.