Época de calor, época de enfermedades gastrointestinales

Calor y lluvias constantes propician el desarrollo de enfermedades gastrointestinales. Los especialistas en salud pública señalan que las infecciones intestinales tienen alta incidencia a pesar de que la mayoría son prevenibles.

Entre las enfermedades más comunes (y peligrosas) están las diarreicas, se adquieren, principalmente por el consumo de agua o alimentos contaminados; otro agente de transmisión son las moscas, ya que frecuentan las heces y los alimentos indiscriminadamente. Por esta razón, la higiene (en especial el lavado constante de manos) y el correcto manejo de los alimentos son la mejor medida para prevenir la dispersión de estas enfermedades.

Si presentas dolor abdominal severo, diarrea o estreñimiento, acidez, sangre en las evacuaciones o pérdida de peso (no intencional), no dudes en consultar a tu médico.

¿Cómo prevenir enfermedades gastrointestinales?

  • Lávate constantemente las manos (no sólo antes y después de ir al baño).
  • Prefiere las uñas cortas, de no ser así, al lavar las manos utiliza un cepillo para limpiar las uñas.
  • Procura llevar contigo alcohol en gel antibacterial para desinfectarte constantemente las manos.
  • Lava la ropa de cama con frecuencia (al menos una vez a la semana)
  • Desinfecta el baño diariamente.
  • Si tienes niños pequeños, lava sus juguetes con frecuencia.
  • Evita el contacto con superficies que puedan estar contaminadas.
  • Lava y desinfecta frutas y verduras.
  • Mantén los alimentos en buen estado de conservación.
  • Evita combinar alimentos crudos con los ya cocinados.
  • Elige lugares seguros para comer.
El Bien Comer es un placer